Se ha publicitado este estreno como un biopic sobre la autora de las aventuras de Pippi Calzaslargas; no obstante, se debe advertir que pone la mirada solo en una etapa de esta célebre escritora sueca; los más difíciles y conflictivos de su vida y en esos años ni siquiera atisbamos el nacimiento de la popular niña de trenzas pelirrojas. Teniendo esto en cuenta, nos encontramos con un drama personal desgarrador que sirve también para fortalecer el carácter de una mujer que se convertiría en indiscutible referente de la literatura infantil nórdica.

En 1924 Astrid Lindgren era una adolescente que vivía en una granja con su familia, de profundas convicciones religiosas. Pese a estar ligada a las tareas propias del campo, su afición a escribir le llevó a ser contratada por el diario local. Pronto se enamoró del propietario del periódico, un hombre casado, bastante mayor que ella, que tenía la intención de divorciarse de su esposa. Sin embargo, esa relación apasionada se iría convirtiendo en un camino de espinas.

El film centra su discurso en las dificultades de una madre soltera a la hora de salir adelante en aquellos tiempos; una época en la cual los prejuicios morales, auspiciados por una Iglesia estricta, se convertían en losas insalvables. Desde esta perspectiva tiene rotundas y apreciables lecturas, en un marco histórico bien diseñado. En ese apartado destaca la notable dirección artística, que arropa el relato.

Al margen de lo anterior, sus 123 minutos de duración resultan algo excesivos, puesto que repite situaciones y entra en un pequeño bucle mediado el metraje que enerva la narración.

Especial ternura y emoción desprenden el comienzo y el final de la película, donde vemos a la protagonista, ya anciana, leyendo las cartas que los niños de su país le envían en señal de agradecimiento por sus obras, de las que ellos son sus destinatarios principales.

La prometedora Alba August (25) realiza una interpretación brillante e intensa, trazando la evolución de su personaje, que pasa de la alegría e ingenuidad inicial a tener que madurar precipitadamente al enfrentarse a inesperados sinsabores. Sigue pues la estela de sus reputados padres, Billie y Pernilla August. A su alrededor sobresale la buena labor de las veteranas Maria Bonnevie y de Trine Dyrholm (‘En un mundo mejor’).

Crítica de Eduardo Casanova

 

Becoming Astrid (2018)
Becoming Astrid poster Valoración: 7.2/10 (1,912 votes)
Director: Pernille Fischer Christensen
Guión: Kim Fupz Aakeson, Pernille Fischer Christensen
Actores: Alba August, Trine Dyrholm, Henrik Rafaelsen, Björn Gustafsson
Duración: 123 min
Calificación: N/A
Género: Biography, Drama
Estreno: 14 Sep 2018
Sinopsis: Biopic of Swedish writer Astrid Lindgren, the author of numerous children's books and creator of Pippi Longstocking.
Calificación: